FORO PETROLERO
 EXPLOTACIÓN PETROLERA E IMPACTO REGIONAL

Dentro de los temas analizados nos parece importante resaltar, el análisis que se hizo respecto a derechos de las comunidades frente a las empresas encargadas de la explotación petrolera en la región, concluyéndose que como elemento fundamental para lograr una equitativa explotación de recursos de la región por parte de las empresas, la comunidad debe organizarse y capacitarse en el tema.

23 DE ABRIL DE 2009, SAN VICENTE DEL CAGUÁN

A tu solicitud te hacemos llegar  el presente informe respecto al desarrollo del primer foro petrolero, realizado en San Vicente del Caguán, el día 23 de abril del año 2009, el cual fue organizado por la CORPORACION POR LA DEFENSA DE LOS DERECHOS HUMANOS “CAGUAN VIVE”, y al que asistieron como invitados MARTIN RAVÈLO, Secretario de Asuntos Energéticos de la unión Sindical Obrera “USO”,  y  JOSÈ FERNANDO RAMIREZ, integrante de la Comisión de Derechos Humanos de la USO,  además de representantes de las comunidades de san Vicente del Caguán, y Organizaciones Sociales, adscritas a la Corporación CAGUAN VIVE,  del evento se hizo un cubrimiento especial por parte del canal local de telenoticias MAGAZIN 7 40, así como por parte de la Emisora Regional, ECOS DEL CAGUAN, al foro asistieron  más de 64 personas.

La alcaldía Municipal se hizo presente a través de su Secretario de Gobierno, MAURICIO OROZCO, al igual que la Gobernación del Caquetá a través de un delegado, el señor Oscar Javier García, y algunos concejales del municipio de San Vicente del Caguán.
Dentro de los temas analizados nos parece importante resaltar, el análisis que se hizo respecto a derechos de las comunidades frente a las empresas encargadas de la explotación petrolera en la región, concluyéndose que como elemento fundamental para lograr una equitativa explotación de recursos de la región por parte de las empresas, la comunidad debe organizarse y capacitarse en el tema.
Se expuso de forma magistral por parte de los invitados las consecuencias que la explotación petrolera trae al medio ambiente, siendo este uno de los puntos más importantes para la región y sus habitantes.
Así mismo se hizo un breve análisis respecto a procesos de organización comunitaria, las ventajas que la misma representa para la comunidad, y las razones por las cuales es indispensable la organización.
Se plantearon preocupaciones respecto a la seguridad en la zona y las consecuencias que la mayoría de procesos de explotación han generado en las regiones donde se han adelantado explotaciones del mismo tipo, además de los perjuicios culturales que se generan, la alteración en la economía regional, y la incertidumbre social luego de la culminación de los procesos de extracción.
Por parte de los invitados se explicaba a los asistentes, que es importante destacar que el proceso de explotación petrolera en Colombia no se adelanta de manera responsable, por cuanto la repartición de los dividendos no es equitativa, y las regalías generadas del proceso de explotación en la mayoría de sus veces son invertidas en obras de cemento que no enriquecen culturalmente a la región, ni contribuyen en el proceso de construcción de sociedad, ni en un proceso educativo que genere mejoras en las condiciones de vida de los habitantes de la región, de igual forma se manifestó una preocupación general en el sentido de que la mano de obra que las empresas requieren para la explotación en la región no es contratada entre los habitantes de la zona, sino que es contratada entre cooperativas ya organizadas por las mismas empresas.
Por parte de los conferencistas se explicaba que el control del petróleo es imprescindible en la estrategia de dominio imperial de los Estados Unidos, máxime si tenemos en cuenta el agotamiento de los yacimientos en territorio estadounidense (sus reservas solo representan el 3% mundial del petróleo y el 4% del gas, convirtiéndolo en importador de hidrocarburos desde los años 80) y la situación de extrema inestabilidad y dificultad para imponer la visión gringa en el Oriente Medio, en Afganistán y en Irak, además de las dificultades con Venezuela y Brasil.
Por ello los Estados Unidos han invertido millones de dólares para garantizarle a sus empresas la continuidad en la explotación del petróleo colombiano, además del financiamiento directo que dichas compañías hacen de proyectos como el paramilitarismo. 

Las empresas petroleras han contribuido directamente en la escalada del conflicto social y armado que vive Colombia a través del ‘impuesto de guerra’ establecido por el gobierno colombiano en 1992 que establecía el pago de un dólar por barril, el cual como su nombre lo indica iba a financiar la guerra en Colombia. 

En artículo publicado en 2002 en Los Angeles Times, se denunciaba que la OXY pagaba 750.000 dólares a las fuerzas de seguridad colombianas y la Asociación Cravo Norte -propiedad de ECOPETROL y la OXY, que actúa en el yacimiento Caño Limón- en 1996 firmó un ‘acuerdo de colaboración’ anual de casi dos millones de dólares para financiar económicamente las unidades de la XVIII que cubrían las zonas cercanas al yacimiento.
Estas fuerzas militares vigilan las comunidades que están a lo largo del oleoducto, las hacen víctimas de intimidación directa o a través de amenazas de que los ‘paracos’ vienen detrás, o con paramilitares para hostigar la población, lo cual ha quedado documentado en denuncias de que personal de la XVIII Brigada de Arauca implicados en graves violaciones de derechos humanos, situación que no debe ser ajena a los sanvicentunos por cuanto este tipo de fenómenos deben estarse presentando en sus comunidades, esto acorde al plan de proyección e ingreso en la zona de las multinacionales, las cuales históricamente siempre han demostrado el mismo actuar en las zonas de exploración y de posterior explotación.

es de resaltar por ejemplo que de los recursos del Plan Colombia, o Plan ‘Patriota’ como quieren llamarlo ahora, aprobados en el 2003, 99 millones correspondían al financiamiento para la protección del oleoducto Caño Limón Coveñas, ‘mediante la compra de helicópteros, formación e inteligencia y material para la XVIII Brigada, la creación de una nueva Brigada Móvil, la número 5 (asignada a la protección del oleoducto) y unidades adicionales fluviales y de policía, todas ellas equipadas con material pagado con fondos estadounidenses. En enero de 2003, 60 miembros de las Fuerzas Especiales estadounidenses llegaron a Arauca, uniéndose a los 10 que ya estaban allí, para formar a unidades de la XVIII Brigada según un informe de Amnistía Internacional.
En esta estrategia de protección de las multinacionales petroleras se inscriben las llamadas ‘zonas de rehabilitación y consolidación’ en los departamentos de Arauca, Bolívar y Sucre, precisamente por los departamentos por donde pasa el oleoducto Caño Limón-Coveñas. Zonas cuyo funcionamiento persiste a pesar de haber sido declaradas inconstitucionales por la Corte Constitucional.
La British Petroleum (BP) que se fusionó con la AMOCO -conformando la tercera empresa petrolera en el mundo- en el principal yacimiento petrolero colombiano -Cusiana y Cupiagua, en el departamento de Casanare- junto a sus socias, la TOTAL francesa y la TRITON estadounidense, han financiado directamente grupos paramilitares y han resultado seriamente comprometidas en violaciones de
Derechos Humanos.
Se presentan informes como el de la BBC de Londres entre 1.997 y 1.998 recogió información en entrevista a ex-funcionarios de la B.P., que demostraba la relación de la multinacional con los paramilitares y cómo a través de sus propios empleados había entregado información a los militares, que resultaron en asesinatos o amenazas de muerte a líderes y activistas sindicales, defensores de derechos humanos, políticos democráticos, etc.
De igual forma nos parece importante colocar en el informe el reporte de prensa realizado sobre esta explotación por parte del el diario EL PAIS, de Cali, el cual nos demuestra la importancia de la realización de este tipo de eventos en nuestro municipio, por cuanto el desconocimiento de la comunidad sobre este tema es evidente, frente a la importancia que tiene para nuestro país la actual explotación petrolera:
El campo descubierto entre Caquetá y Meta no sería tan grande como Caño Limón o Cusiana, pero sí tiene reservas significativas.
La difícil y prolongada ‘cacería’ que Colombia ha adelantado durante los últimos años en busca de nuevos yacimientos de petróleo parece haber dado, por fin, un resultado significativo.
Tan solo dos meses después de haber iniciado trabajos en una zona situada entre entre San Vicente del Caguán (Caquetá) y La Macarena (Meta), la firma británica Emerald Energy PLC. anunció ayer a sus inversionistas el hallazgo de petróleo en el pozo Capella 1, en lo que sería uno de los descubrimientos más grandes de ‘oro negro’ en los últimos años en Colombia.
El campo hace parte del bloque exploratorio Ombú, un área que cuenta con una extensión de 300 kilómetros cuadrados en los Llanos Orientales y que hace parte de la cuenca petrolera del Caguán. El mismo le fue entregado a la petrolera inglesa para su exploración por parte de la Agencia Nacional de Hidrocarburos, ANH, en diciembre de 2006.
La compañía realizó durante once meses trabajos de exploración previa en los que analizó la información sísmica disponible y adelantó nuevos estudios. La perforación del primer pozo se había programado para el tercer trimestre del año, pero el trabajo se adelantó y se inició el pasado 10 de julio.
El ministro de Minas, Hernán Martínez Torres, dijo que el yacimiento podría tener reservas de unos 100 millones de barriles de crudo pesado, cifra que lo convertiría en el más importante después de los hallazgos de Caño Limón, Cusiana y Cupiagua, los mayores del país. Sin embargo, también afirmó que se debe ser realista ante el potencial del pozo. “La verdad es que si uno dice que tiene un potencial de 100 millones de barriles, una cosa medianamente buena, eso sería hasta ahora el 10% de lo que fueron las reservas de Caño Limón o Cusiana”, agregó el funcionario.
Por su parte, la firma Emerald Energy PLC dijo a través de un comunicado que el principal objetivo de la exploración es la formación ‘Mirador’, que se encuentra a menos de 1,2 kilómetros de profundidad (400 pies). “Se estima que puede contener reservas probables de 30 millones de barriles de petróleo”, dijo. 

En las pruebas que la empresa llevó a cabo se confirmó que el petróleo es pesado, con una producción estabilizada de 240 barriles por día, pero se necesitará de nuevos análisis para saber realmente la magnitud de las reservas. 

Por otro lado, por parte de los asistentes de las comunidades, se manifestó su preocupación respecto a procesos de judicialización que se adelantan en la zona, y su directa relación con el actual proceso de explotación petrolera que se adelanta en la región, así como una posible incursión por parte de grupos paramilitares a la zona de exploración, esto teniendo en cuenta que en algunas casa de la región han aparecido letreros alusivos a las Autodefensas, en una zona de evidente control militar,  se solicito por parte de los lideres comunales mas asistencia por parte de las instituciones y organizaciones nacionales e internacionales, ya que a su sentir se encuentran en estos momentos desprotegidos ante una aplicación de políticas que no representan sus intereses, y que incluso no respetan los derechos humanos, mencionaron las dificultades que se deben afrontar en la zona, empezando por las vías de comunicación, las cuales se encuentran en pésimo estado y son sostenidas gracias al trabajo que sobre ellas realizan las mismas comunidades, por otro lado mencionaron que con la exploración petrolera ha aumentado considerablemente el número de vehículos  de carga que transitan por la zona, haciendo para ellos imposible el sostenimiento de las vías, esto frente a la negativa de la empresa exploradora de contribuir con el sostenimiento de y adecuación de la vía carreteable.
Se dejo planteada la necesidad de realizar un segundo foro, en la zona de exploración, es decir en la Inspección de policía de LOS POZOS , jurisdicción de San Vicente del Caguán, así mismo por parte de la Corporación CAGUAN VIVE, se adquirió el compromiso de presentar diferentes derechos de petición tendientes a adquirir información respecto a las condiciones de explotación, compromiso de la empresa  Emerald Energy PLC, con las comunidades, posición asumida por parte de la administración Municipal, respecto al proceso de exploración, entre otros temas de vital importancia que nos permitirán durante el segundo foro, tener una mayor influencia y grado de organización con la comunidad.
Por parte del presidente de ASOJUNTAS, ALBERTO PAREDES, se agradeció públicamente al PENUD, por la colaboración prestada a la Corporación CAGUAN VIVE, para la realización de este evento.
Consideramos que estos son los aspectos más importantes relacionados respecto a la realización del primer Foro Petrolero en Nuestro Municipio.

Anuncios

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: